Estupideces varias de la #huelga

Escuchar la radio es hoy una de las mejores opciones para estar informado de la huelga general. También seguir agencias de noticias como www.europapress.es (en la que trabajo), que lleva informando de manera ininterrumpida y con un servicio especial desde las 20.30 horas (h. peninsular) de ayer miércoles, coincidiendo con la concentración de piquetes en la Puerta del Sol (Madrid), y hasta que se acabe este jueves la jornada de huelga a las 23.59 horas.

Siendo la radio un gran medio, escucharla hace patente la cantidad de estupideces que se están diciendo en la calle y, a su vez, contando en los medios. La pose de unos y otros de demonizar al contrario es una postura fácil de defender sin pensar mucho y, normalmente, desde el insulto y el grito.

- Pequeña empresaria: “Es que dáis por hecho que el empresario explota al trabajador”
- Manifestante: “¡Sí, claro, como siempre el capital explotando y aprovechándose de los trabajadores!”

Tonterías como ésta se están escuchando en la radio. Y si se presentaran como ejemplo del radicalismo más trasnochado e irracional estaría bien, pero no, se hace con otro objetivo, mientras la realidad es que hay miles de empresarios en este país sudando tinta china para sacar adelante sus negocios, pagar las facturas, los sueldos de sus trabajadores (cuando los pueden tener) y, si sobra,  llevar comida a casa, pagar los alquileres de sus hogares y la letra de su coche. Es tan injusto como irresponsable. Irresponsable e inducido, inducido por algunos sindicalistas y por cierta sección de una corriente de pensamiento que se carga de lemas, de frases hechas y de tópicos, suficientes para convencer y movilizar a muchos, pero también para perder a otros tantos que nos damos cuenta de que algo falla.

Como siempre, y como periodista, pido una ciudadanía crítica, muy crítica con nuestro trabajo. Quiero un lector comprensivo con los errores inintencionados (los cometemos, y a veces muchos) pero observador, vigilante y analista. Que no critique las noticias de los medios por la lista mental que tienen de aquellos que considera de derecha o izquierda, sino que lo hagan por su contenido, por su seriedad, por la solidez de sus fuentes, por la veracidad y verosimilitud de sus narraciones, por su grado de contraste con todos los actores representativos de la sociedad. Y reconozco mi egoísmo, quiero esa sociedad crítica, esa lectura profunda, esa capacidad de análisis porque hará más valorado a aquellos buenos profesionales y buenos medios que a diario hacen bien su trabajo. Eso desembocará en mejor periodismo pero, y más importante, en la purga del malo, que nos hace daños a todos, al colectivo de profesionales que nos dedicamos a esto y a la sociedad pública. Así que créanme, algunos de nosotros tenemos el mismo objetivo común: hacer información de calidad.

2 Responses to “Estupideces varias de la #huelga”

  1. Carlos dice:

    Lo llevas crudo, Ignacio. En España se entra a los medios a que te regalen la oreja, no en busca de criterio. El criterio solo se concede si está escrito en inglés, aunque sea una sarta de burradas. Pero es que “somos asín”.

    • Pues es una pena, ¿no crees? Creo que habría que apostar por introducir la ‘Lectura crítica’ dentro de la programación escolar. Podría ser polémico, pero creo que es algo que, con seriedad, se podría objetivar y acabaría beneficiándonos a todos. Mientras tanto podemos quejarnos todos de los medios politizados o los periodistas mal pagados, pero no cambiará nada. Hagamos algo por cambiar. Y aquí el cambio se inicia por la ciudadanía: siendo más serio se conseguirá más seriedad. Tengo algo de esperanza aún.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Comparte este post