Si tiene usted algún problema y se los encuentra, quizá pueda contratarlos: El Equipo OCU

“En 1972, cuatro de los mejores hombres del ejército americano que formaban un comando fueron encarcelados por un delito que no habían cometido. No tardaron en fugarse de la prisión en la que se encontraban recluidos. Hoy, buscados todavía por el gobierno sobreviven como soldados de fortuna. Si tiene usted algún problema y se los encuentra quizás pueda contratarlos…”

Así empezaba la mítica serie de los 80 ‘El Equipo A’, y a ese inconsciente colectivo ha apelado la OCU en su última campaña para captar clientes con quejas y problemas.

Aquí está la captura del banner que pulula estos días por Internet. Y es que, si os fijáis, detectaréis que la fuente de letra usada en las dos últimas pantallas, las que apuestan por la OCU para “resolver tus problemas”, es la misma que la usada en la serie de los fugitivos más conocidos de la televisión: El Equipo A de Hannibal Smith, el loco Murdock, Templeton Peck y M.A. Barracus:

Imagen

Imagen

Sensacionalismo a doble columna

Como periodista me molesta el sensacionalismo. Ya me desagrada la estrategia del suceso (para el que no lo sepa, frente a la información política, económica o social muchos optan por el suceso por el suceso como producto que llama la atención y es neutro ideológicamente) pero encima agrandarlo es una irresponsabilidad.

Nos preguntamos a menudo -como colectivo- por qué los empresarios temen (y sí, es la palabra adecuada) a los periodistas. Pues bien, porque algunos simplifican y amplifican los problemas, agravan las situaciones, exageran los sucesos y, por tanto, perjudican en muchos casos la actividad empresarial; más aún en Canarias, extremadamente dependiente del turismo y sus servicios, como la hostelería.

Al final, si le preguntan a uno desgraciadamente el mejor consejo que puedo dar es:
“No digas ni palabra, y si la dices que sea para decir que no ha sido gran cosa, un pequeño incidente controlado rápidamente. Sin mayor importancia”.

Y qué pena, qué pena que tengamos que asesorar de esa forma a amigos y clientes (yendo hasta contra la verdad) porque haya medios irresponsables con sus lectores y con una sociedad que más que nunca, y con esta crisis, no necesita que le hagan más daño.

 

 

Estupideces varias de la #huelga

Escuchar la radio es hoy una de las mejores opciones para estar informado de la huelga general. También seguir agencias de noticias como www.europapress.es (en la que trabajo), que lleva informando de manera ininterrumpida y con un servicio especial desde las 20.30 horas (h. peninsular) de ayer miércoles, coincidiendo con la concentración de piquetes en la Puerta del Sol (Madrid), y hasta que se acabe este jueves la jornada de huelga a las 23.59 horas.

Siendo la radio un gran medio, escucharla hace patente la cantidad de estupideces que se están diciendo en la calle y, a su vez, contando en los medios. La pose de unos y otros de demonizar al contrario es una postura fácil de defender sin pensar mucho y, normalmente, desde el insulto y el grito.

- Pequeña empresaria: “Es que dáis por hecho que el empresario explota al trabajador”
- Manifestante: “¡Sí, claro, como siempre el capital explotando y aprovechándose de los trabajadores!”

Tonterías como ésta se están escuchando en la radio. Y si se presentaran como ejemplo del radicalismo más trasnochado e irracional estaría bien, pero no, se hace con otro objetivo, mientras la realidad es que hay miles de empresarios en este país sudando tinta china para sacar adelante sus negocios, pagar las facturas, los sueldos de sus trabajadores (cuando los pueden tener) y, si sobra,  llevar comida a casa, pagar los alquileres de sus hogares y la letra de su coche. Es tan injusto como irresponsable. Irresponsable e inducido, inducido por algunos sindicalistas y por cierta sección de una corriente de pensamiento que se carga de lemas, de frases hechas y de tópicos, suficientes para convencer y movilizar a muchos, pero también para perder a otros tantos que nos damos cuenta de que algo falla.

Como siempre, y como periodista, pido una ciudadanía crítica, muy crítica con nuestro trabajo. Quiero un lector comprensivo con los errores inintencionados (los cometemos, y a veces muchos) pero observador, vigilante y analista. Que no critique las noticias de los medios por la lista mental que tienen de aquellos que considera de derecha o izquierda, sino que lo hagan por su contenido, por su seriedad, por la solidez de sus fuentes, por la veracidad y verosimilitud de sus narraciones, por su grado de contraste con todos los actores representativos de la sociedad. Y reconozco mi egoísmo, quiero esa sociedad crítica, esa lectura profunda, esa capacidad de análisis porque hará más valorado a aquellos buenos profesionales y buenos medios que a diario hacen bien su trabajo. Eso desembocará en mejor periodismo pero, y más importante, en la purga del malo, que nos hace daños a todos, al colectivo de profesionales que nos dedicamos a esto y a la sociedad pública. Así que créanme, algunos de nosotros tenemos el mismo objetivo común: hacer información de calidad.

Toque del Gobierno a las CCAA: adelgazad un cuarto de vuestro peso

El Gobierno del PP ha hecho coincidir su anuncio de reducción de empresas públicas con un toque a las Comunidades Autónomas (CCAA) para recordarles que prometieron hacer lo mismo.

“Sáenz de Santamaría ha recordado que en un CPFF del año 2010 las comunidades aceptaron reducir en un 25% sus administraciones y que ese objetivo aún no se ha cumplido, motivo por el que se ha retomado y está siendo examinado para adecuarlo a la actual realidad económica.

Ha explicado que serán los grupos de trabajo del CPFF y de la CNAL los que organicen los proceso de simplificación, concepto además ligado a los planes de ajuste de los que depende el déficit y el nivel de deuda de cada administración”.

(vía Europa Press)

#MiReformaLaboral: Salario mínimo y beneficios mínimos

Tenemos el salario mínimo más bajo de Europa y algunos de los beneficios empresariales más altos del mundo. En #mireformalaboral propondría un aumento del mínimo interprofesional a niveles cercanos a los de Estados Unidos, con 971 euros, para progresivamente converger en los de la Unión Europea: 1.158 euros en Reino Unido y 1.398 en Francia.

Cierto es que hay muchos otros países donde no hay un salario mínimo, es el caso de Alemania, Austria o Suecia. Cierto, pero es que el sueldo medio en España es de 1791,6 euros brutos (datos Eurostat) y en cambio en Alemania son 3409,5, en Austria 3218,5 y en Suecia 3048,33.

Además, no quitaría ninguna de las medidas de flexibilidad que la actual reforma da a las empresas (es más, creo que se me ocurren unas cuantas más), pero eso sí, no me valdría una reducción de actividad para justificar un Expediente de Regulación de Empleo (ERE), sino uno de beneficios que ponga en peligro dos cosas: la viabilidad de la empresa y la estabilidad de su capital. Por ello, en relación con su tamaño, número de inversores y número de trabajadores fijaría un beneficio mínimo, aquel que si se fuera a traspasar sería motivo para aplicar cualquier mecanismo que contemple su supervivencia, pero por encima del cual no se facilitaría ninguno que conllevara despidos (sí flexibilidad salarial).

Si las empresas siguen ganando dinero, suficiente dinero, lo lógico es compartir la pérdida de nivel adquisitivo entre el capital y los trabajadores. Es más, vincularía al menos parte del sueldo de todos los trabajadores a los resultados empresariales, para bueno y para malo. De esa manera hay una relación directa entre la marcha de la empresa y el bienestar de los trabajadores, no como hasta ahora cuando normalmente sólo se nota si las cosas van mal. De esta forma, trabajadores más motivados, más concienciados y más productivos.

Seguiré compartiendo ideas en #mireformalaboral …

 

Cantado: La UE será flexible con España y su objetivo de déficit

Estaba cantado que uno de los principales motivos por los que el Gobierno de Mariano Rajoy estaba acelerando reformas estructurales en España era que la Unión Europea (UE) aceptara flexibilizar los objetivos de déficit.

Ya eran muchas las voces que dentro del PP decían que el objetivo era demasiado ambicioso, demasiado en general para una España que previsiblemente entrará en recesión en la segunda mitad de 2012.

Ahora, a falta de la confirmación definitiva, parece que el Gobierno comunitario va a ser flexible.

Noticias relacionadas:
- ElPAis.es – Bruselas será ligeramente flexible con los objetivos de déficit de España de 2012 http://economia.elpais.com/economia/2012/02/22/actualidad/1329925494_295937.html

- EuropaPress.es – EL GOBIERNO ESPERA QUE FLEXIBILICE EL OBJETIVO DE DÉFICIT
Bruselas rebajará este jueves las previsiones de crecimiento para España http://www.europapress.es/economia/noticia-bruselas-rebajara-jueves-previsiones-crecimiento-espana-20120222165439.html